Saltar al contenido

Problemas comunes y cómo solucionarlos

Joyseulay / Shutterstock

Incluso con la unidad adecuada y la instalación adecuada, siempre existe la posibilidad de que su horno funcione mal. Si bien algunos problemas son causados ​​por el uso y desgaste normal, la mayoría se debe a un mantenimiento inconsistente. Los problemas con el horno pueden causar estragos en su espacio vital, especialmente durante los meses más fríos, cuando realmente necesita calentar su interior. Es útil saber cómo solucionar problemas comunes para que pueda decidir qué cuidarse y qué dejar que se ocupe un profesional.A continuación se muestra una descripción general de los problemas comunes de reparación y mantenimiento, cómo solucionarlos y consejos clave de mantenimiento:

Consejos generales para el mantenimiento del horno

Para evitar inconvenientes y reparaciones costosas, asegúrese de realizar un mantenimiento regular de su horno. Haga estas cosas para que funcione de manera eficiente:

Cambie el filtro cada tres meses.

Cambiar el filtro es una de las tareas de mantenimiento más simples pero más importantes que puede realizar. El filtro protege el ventilador del polvo que compromete la calidad del aire interior. Limpieza y cambiando el filtro cada tres meses mejorará la calidad del aire interior y ayudará a prolongar la vida útil del horno.

Verifique las conexiones de cables y los medidores de temperatura recomendados

Los problemas de conexión a lo largo de la línea que suministra energía a su horno pueden comprometer el rendimiento de la unidad. Los cables sueltos, defectuosos o faltantes harán que el termostato pierda su conexión con la unidad e interrumpa el servicio. Parte del mantenimiento de su calefactor implica verificar las conexiones recomendadas, así como los medidores de temperatura y presión. Tómese su tiempo para inspeccionar estas piezas en busca de polvo y daños, asegurándose de que estén apretadas y seguras.

Encienda la unidad una vez cada temporada si no está en uso

Es difícil detectar cualquier problema si el horno está apagado. Enciéndalo al menos una vez por temporada y controle el termostato para asegurarse de que funcione correctamente. Encender la unidad le permite detectar problemas comunes como polvo acumulado en los filtros, olores a quemado, fugas de monóxido de carbono y otras señales de advertencia. Esto le permitirá abordar los problemas antes de que empeoren.

Programe el mantenimiento anual con un profesional de HVAC

Deberías tener un Profesional de HVAC para inspeccionar su sistema de calefacción y realice trabajos de mantenimiento cada año. El mantenimiento profesional del horno implicará la limpieza de la unidad exterior, las aspas del ventilador, el serpentín y el ventilador. El experto también comprobará si hay grietas, desgaste y signos de problemas futuros. Las piezas del motor se lubricarán y el horno se ajustará para garantizar una mayor comodidad y eficiencia. El mantenimiento regular contribuye en gran medida a garantizar que todas las piezas funcionen bien. También permite la reparación o sustitución oportuna de componentes dañados. El mantenimiento programado regularmente mejora la eficiencia del horno y extiende su vida útil.

Limpiar las rejillas de ventilación y los conductos

Asegúrese de que ningún objeto bloquee las rejillas de ventilación para garantizar que el aire fluya libremente y circule en su hogar. La limpieza de las rejillas de ventilación y los conductos mantendrá el sistema funcionando correctamente y evitará que se dañe.

Problemas comunes del horno

El horno no produce calor

Hay muchas razones por las que esto puede suceder. La buena noticia es que puede abordar muchos de estos factores por su cuenta sin necesidad de pedir ayuda profesional. Comience abriendo los registros de calor y luego continúe con la verificación de la configuración del termostato. Luego, verifique la potencia del horno, reinicie el horno o verifique la tapa de la puerta de servicio. También puede inspeccionar el filtro para asegurarse de que no tenga suciedad y comprobar la luz piloto de pie para asegurarse de que esté encendida.

El horno no produce suficiente calor

Si nota una disminución en la producción de calor, primero asegúrese de que el filtro de aire esté limpio y en buenas condiciones. A continuación, inspeccione otros componentes del horno en busca de acumulación de suciedad, polvo y escombros, una solución económica que puede ayudar a mejorar el rendimiento. Además, revise las rejillas de ventilación y los conductos en busca de obstrucciones. Finalmente, asegúrese de que el termostato esté funcionando y colocado correctamente. Intente alejarlo de la luz solar directa, ya que esto puede afectar las lecturas de temperatura en el termostato y hacer que lea mal la temperatura en su hogar. Si esto sucede, su termostato apagará el horno demasiado pronto y dejará su casa con una sensación de frío. También es posible que deba revisar su aislamiento para asegurarse de que el aire caliente no se escape de su espacio a través de varias aberturas.

Ruidos extraños del horno o conductos

Chirridos, retumbar, rechinar, hacer ping y traqueteo son signos de un problema mecánico, quemador obstruido o reducción del flujo de aire. Los ruidos fuertes de traqueteo pueden significar que el motor del ventilador debe lubricarse mientras Los chillidos podrían apuntar a una correa del ventilador suelta o dañada. Un soplador suelto puede provocar ruidos metálicos o raspaduras, mientras que los quemadores sucios producirán un fuerte golpe. Por último, los chirridos pueden ser una señal de que es necesario reparar los cojinetes del motor.Dado que puede ser difícil establecer la causa de los sonidos extraños sin experiencia, solicite a un técnico que inspeccione la unidad y solucione los problemas.

El horno funciona continuamente

Una de las principales razones El horno funcionará constantemente porque algo está sucio u obstruido.. Antes de intentar solucionar cualquier problema, tómese un tiempo para asegurarse de que la configuración del termostato no esté en “ventilador continuo”. Si el filtro de aire está listo para funcionar, verifique que el ventilador de la caldera no esté obstruido y límpielo. Si esto no funciona, observe el motor del ventilador del horno y lubríquelo. Si aún no puede averiguar por qué su horno sigue funcionando, comuníquese con un técnico experimentado.

El horno no sopla aire

Si el horno no está soplando aire, debe seguir varios pasos. Primero, asegúrese de que el soplador no tenga escombros y confirme que su termostato esté configurado a la temperatura correcta. Antes de limpiar el filtro de aire, verifique los disyuntores del calefactor para asegurarse de que haya una fuente de alimentación. Como siempre, si no puede solucionar un problema del horno por su cuenta, llame a un profesional de HVAC. Un profesional competente puede diagnosticar con precisión el mal funcionamiento y recomendar consejos sobre cómo mantener su horno en óptimas condiciones.